Make your own free website on Tripod.com

INFOFAX # 10, 15 de marzo de 2006

POR QUÉ NO LE CONVIENE A PANAMÁ LA AMPLIACIÓN DEL CANAL

--Costos exceden beneficios adicionales proyectados--

Los costos financieros, sociales y ecológicos de ampliar el Canal de Panamá, construyendo un tercer juego de esclusas, superan los beneficios financieros adicionales que el país podría recibir del proyecto.

Costos multimillonarios

¿A cuánto ascenderían los costos?

Una comisión "tripartita", en la que participaron los gobiernos de Panamá, Estados Unidos y Japón, luego de gastarse cerca de 20 millones de dólares en estudios, reveló, en un informe divulgado en 1993, que el proyecto costaría entre 7 y 8 mil millones de dólares.

Ajustada por la inflación, esta cifra equivaldría hoy a cerca de 11 mil millones de dólares; pero como el proyecto que hoy auspicia la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) parece ser 20% más pequeño que el de entonces, podemos suponer que éste costaría cerca de 8 mil millones de dólares, de los cuales 6 mil millones se usarían para las nuevas esclusas y las tinas de reciclaje, y el resto (2 mil millones) para mejoras como el ensanche y enderezamiento del Corte Culebra, y otras.

El proyecto se desarrollaría a lo largo de seis o siete años, lo que implica una inversión de más de mil millones de dólares por año. Pero el Canal tiene una ganancia líquida (superávit) apenas cercana a los 600 millones de dólares por año.

¡Es decir, que ni aún sacrificando la totalidad de la ganancia del Canal, por seis años seguidos, se podría financiar el proyecto!

En consecuencia, además de sacrificar esa ganancia, la ACP tendría que obtener préstamos por cerca de 4,000 millones de dólares. Y ya su Administrador, Alberto Alemán, dijo públicamente que pediría esos préstamos a bancos privados, los que fijan plazos de amortización más cortos y cobran intereses más altos.

Si el interés a cobrar por esos bancos fuese 7 u 8 por ciento y el plazo de amortización de 15 años, entonces la ACP tendría que pagar, comenzando en el año 2015 (cuando empezarían a funcionar las nuevas esclusas) cerca de 400 millones de dólares por año en concepto de servicio de la deuda.

Beneficios no compensan costos

Los beneficios adicionales del proyecto no compen-sarían semejantes costos. Veamos por qué.

La ACP asevera que el Canal actual se "estancaría" alrededor del año 2014, lo que significa que el crecimiento del tránsito, en toneladas, caería de 3% por año (en la actualidad), a un promedio de apenas 1% por año entre el año 2014 y el 2025. Podemos suponer también que las tarifas de peajes podrían aumentarse 3.5% por año para compensar la inflación. 

Supongamos ahora que, gracias a la ampliación, el tránsito de carga por el Canal continúa creciendo cerca de 3% por año entre el año 2014 y el 2025 y que las tarifas de peajes aumentan 5% por año durante el mismo lapso.

Si se cumplen estos optimistas supuestos, sumando las dos cantidades resulta que las ganancias del Canal, gracias a la ampliación, aumentarían anualmente en cerca de 3.5 puntos porcentuales a partir del año 2015. Dichas ganancias "adicionales" del Canal antes de intereses durante el período 2015-2025 sumarían cerca de 3,000 millones de dólares.

Además, gracias a las nuevas esclusas, aumentaría el valor del Canal. Este valor "adicional" se puede estimar, a partir de la generación esperada de ingresos después del año 2025, en cerca de 4,500 millones de dólares.

En resumen, se propone que el país invierta $8,000 millones, de los que $6,000 millones se usarían en las nuevas esclusas y tinas de reciclaje; la mitad de esa cantidad provendría de préstamos, por lo que habría que pagar cerca de $2,000 millones en intereses. Excluyendo lo destinado a mejoras, el total a desembolsar se aproxima a $8,000 millones. A cambio, el país obtendría cerca de $3,000 millones en ganancias adicionales y $4,500 millones en un aumento del valor del Canal, para un total cercano a $7,500 millones.

¡Mal "negocio", en virtud del cual el país sale perdiendo cientos de millones de dólares!

Algunos argumentarán que ésas son cantidades "nominales" y que deberíamos trabajar con valores "actualizados". Pues bien, si convertimos esas cantidades a "valores actuales" (utilizando una tasa de descuento de 14% anual), encontraríamos que el resultado es peor aún, pues los beneficios no compensarían los costos por un margen ¡de cinco a uno!

Analizado de otra forma, encontraríamos que la tasa de rendimiento financiero de este proyecto es negativa; en efecto, ¡no llegaría siquiera a cero!

¡Y esto no incluye los enormes costos sociales y ambientales, derivados de la inundación de miles de hectáreas en Coclé y Colón!

Peor aún, lo más probable es que el crecimiento de la carga por el Canal será inferior a 3% por año; en parte, porque durante las próximas décadas se abrirán a la navegación comercial dos rutas árticas, que por ser 40% más cortas quitarán al Canal parte de sus clientes; y en parte, porque la economía de China se desacelerará.

¡Parece claro entonces que este proyecto es un pésimo y altamente riesgoso negocio para Panamá!

Y como han planteado economistas y otras personas conocedoras de la realidad nacional, a Panamá le convendría mucho más invertir las ganancias del Canal en una estrategia de desarrollo multi-sectorial, orientada a la exportación, que conlleve un componente social importante y que respete al medio ambiente.

RECONOCE ALEMÁN QUE AMPLIACIÓN REQUERIRÁ LOS EMBALSES

El Administrador de la Autoridad del Canal de Panamá, Alberto Alemán, en una entrevista con un periódico panameño, desmintió al Presidente Martín Torrijos, al afirmar que "Con las nuevas esclusas con tinas paralelas se garantizaría que no fuera necesaria la construcción de embalses de agua hasta después del año 2020." ( El Panamá América , 16 de febrero de 2006).

Alberto Alemán dice que SI, Torrijos dice que NO.
 
¿Quién es el mentiroso?  Adivínelo usted...!

Contrariamente a Alemán, Torrijos ha afirmado públicamente que "no" serían necesarios los embalses que abastecerían de agua a las nueva esclusas del Canal de Panamá.

Sin embargo, Torrijos se ha negado a derogar la Ley 44 de 1999.  Esa ley extendió la cuenca canalera, otorgando a la ACP control sobre miles de hectáreas que, según se ha sabido, se pretenden inundar para surtir de agua a las nuevas esclusas, perjudicando con ello a miles de familias humildes de Panamá.

¡La mentira ha quedado así al descubierto, otra vez!

MAYORÍA SE OPONE A FINANCIAR AMPLIACIÓN CON GANANCIAS DEL CANAL

Una encuesta de opinión pública reveló en marzo que 70% de los panameños y panameñas se opone a que la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) sacrifique las ganancias del Canal para ampliar el Canal, construyendo un tercer juego de esclusas.

La encuesta fue realizada por la firma Dichter & Neira, y auspiciada por el periódico La Prensa, que la dio a conocer el 13 de marzo pasado.
Según la misma, el 56% de los panameños están "a favor" de la ampliación, aún cuando no conocen los detalles de la propuesta.

Esto representa una disminución de 8 puntos porcentuales con respecto a los resultados de diciembre pasado, cuando 64% se manifestaron a favor.  También apunta a que es muy endeble la mayoría a favor del proyecto.

Peor aún, al preguntarse a los encuestados sobre la fuente del financiamiento del proyecto, "el 40.7%, propone que la ACP mantenga el nivel actual de aportes al Tesoro Nacional, sin aumentarlo anualmente, durante el tiempo que duren las obras."

Entretanto, el 29.1% "propone que la ACP continúe aportando todos los excedentes al Tesoro Nacional y que financie la expansión con préstamos."
 
Parece claro entonces que 40.7 + 29.1 = 69.8% estarían en contra de que se usen las ganancias del Canal para financiar la obra.

Lo reafirma el hecho de que solamente el 22.9% restante respondió que la ACP "debería eliminar los aportes al Tesoro Nacional para pagar los costos de las obras."

--------------------------------------------------------------------------------------
INFOFAX es publicado por el Centro Informativo "PANAMÁ 3000" (CIP 3000). Se distribuye por correo electrónico y fax. Dirección del CIP 3000 en Internet: http://cip3000.tripod.com. Solicite su suscripción gratuita a INFOFAX en la dirección: cip3000@lycos.com, o al fax: 507-231-8387. ¡Le invitamos a re-transmitir a amigos y asociados el contenido de INFOFAX !

ATENCIÓN: Si no desea recibir más números de INFOFAX , envíenos un mensaje con la palabra "REMOVER" en la casilla correspondiente al "Asunto" ("Subject") a la dirección cip3000@lycos.com o al fax 507-231-8387.